Vigo, Galicia
Sucesos

La Guardia Civil detiene a un vecino de O Porriño por un delito de robo con violencia con resultado de lesiones graves

La Guardia Civil detiene a un vecino de O Porriño, de 25 años, con numerosos antecedentes policiales, por un delito de robo con violencia con resultado de lesiones graves el pasado enero en la localidad.

El pasado 10 de enero, se produce la comisión de un delito en O Porriño, siendo la víctima una mujer de 63 años de edad, que cuando se encontraba paseando por la acera en el barrio de Torneiros, es atacada por la espalda por un varón que la arroja a un arroyo donde forcejea con la víctima, propinándole diversos golpes con una piedra por todo el cuerpo y causándole lesiones graves en cabeza, rostro y un ojo, por las que tuvo que ser intervenida quirúrgicamente y quedar ingresada varios días en UCI y planta del hospital Álvaro Cunqueiro de Vigo.

El agresor le sustrajo el bolso y un teléfono móvil. La víctima socorrida por varias personas que la observaron arrastrándose por el suelo del terraplén desde el arroyo donde había permanecido varios minutos, semiinconsciente, semidesnuda y sangrando. Cabe destacar que, al quedar aturdida debido a los golpes recibidos en la cabeza, solamente aporta el dato de que el autor se trata de un varón moreno, alto y vestía una sudadera de color negro.

Las investigaciones llevadas a cabo por el Equipo de Policía Judicial de la Guardia Civil de Vigo y el Área de Investigación del Puesto Principal de O Porriño se centran en el entorno del barrio, debido a que el lugar donde suceden los hechos se trata de un recorrido usado habitualmente por personas residentes en la zona para pasear, aunque a la hora de ocurrencia del ilícito, un miércoles, día lluvioso y frío era un indicio claro de que el asaltante conocía esta circunstancia para llevar el asalto aprovechando la hora y día con menos gente paseando por el lugar.

Las pesquisas se centran en personas residentes en el Polígono de Torneiros, por si alguna de ellas pudiera dar el perfil del asaltante,

manteniéndose al mismo tiempo muchas entrevistas con personas residentes en el barrio, dando como resultado la localización de una persona a la cual un delincuente habitual le había ofrecido la venta ilegal de un teléfono móvil que coincidía plenamente con la marca y modelo del sustraído a la víctima.

Finalmente se localiza a una persona en Tui, que se encontraba en poder del teléfono aportando datos identificativos del presunto autor del asalto a la víctima.

Las investigaciones se centran en el sospechoso, que finalmente es localizado en Verín (Ourense), donde es detenido el 18 de febrero y puesto a disposición del Juez de 1ª Instancia e Instrucción UNO de O Porriño, que decreta su libertad con cargos.

Deja una respuesta